Caso Zanchetta. Para terminar con la impunidad de los violadores, llaman a una movilización popular

Cadena NOA | 30.1.19 |


PARA TERMINAR CON LA IMPUNIDAD DE LOS VIOLADORES

En este último tiempo se conocieron graves denuncias realizadas por los propios miembros de la iglesia católica de Orán que señalan al ex Obispo Gustavo Zanchetta como autor de casos de corrupción y abusos sexuales




Sacerdotes y seminaristas documentaron en papeles y fotografías las lascivas conductas sexuales y el descarado abuso de poder que ejercía Zanchetta en la Diócesis.

Hoy no caben dudas que su renuncia al Obispado de Orán obedece a una estrategia para evadir a la justica de nuestro país y no como se dijo oficialmente, en un primer momento, que “se debía a razones de salud”.

Ante la crisis, desde el Vaticano ensayaron diversas y contradictorias respuestas, pero todas tendientes a encubrir los hechos. Comenzaron cerrando el Seminario en Orán, luego Zanchetta fue nombrado en un cargo “inventado” en la Santa Sede. Ante las denuncias dijeron que no habían sido informados, después desplazaron del cargo al ex obispo y ahora el Papa le da asilo político para mantenerlo oculto. Mientras tanto el nuevo Obispo de Orán Luis Scozzina es acusado por los feligreses y familiares de castigar a los curas denunciantes con traslados y persecuciones.

Nos dicen que la iglesia tiene su propia justicia y aplica sanciones aplicando el derecho canónico. Rechazamos este procedimiento que obliga a las victimas a mantener en secreto las denuncias contra los curas abusadores y de este modo busca impedir que lleven sus denuncias a la justicia penal ordinaria que es donde deben ir.

En la misma línea de complicidad, el poder político de la región y la provincia, entre los peronistas, kirchneristas, radicales y Olmedistas, representados en Lara Gros, Urtubey, Mizzau y el Senador Gonzalez se llamaron al silencio, como una moneda de cambio por las acciones que supo realizar por Zanchetta que beneficiaron a estos funcionarios.

Desde el Partido Obrero de Orán, llamamos a los trabajadores en general y a los católicos en particular a movilizarse para pedir justicia y no permitir que estos hechos queden impunes. La justicia debe actuar de oficio y comenzar a tomar declaración testimonial a los sacerdotes denunciantes y las victimas; Zanchetta debe ser extraditado a Salta y rendir cuentas. No se puede permitir la impunidad de los graves delitos en nombre de la fe de las personas o bajo la excusa que se lo resolverá con la “justicia” pontificia.
Para terminar con la impunidad hay que separar la Iglesia del Estado.
PARTIDO OBRERO ORAN
Fuente: Comunicado del Partido Obrero de Oran

Categoria: , ,

CONTACTO CON LA PRODUCCIÓN:

Solo tienes que llamarnos al tel.03878)428507 o por email: produccion@radiocadenanoa.com.ar