Denuncias cruzadas entre dos policías y un concejal

Radio NOA | 16.4.17 |

Efectivos de La Caldera acusaron a un funcionario que habría estado tomando vino y éste les hizo una contradenuncia.

Dos policías denunciaron a un concejal de La Caldera por supuesto atentado a la autoridad y obstrucción a la función policial en concurso ideal con lesiones agravadas y a su vez el funcionario hizo una contradenuncia.
El hecho ocurrió ayer, las 1.57. Según las versión de los efectivos, ellos patrullaban la avenida El Jardín cuando observaron a tres hombres en un parador del colectivo 6 La Caldera, que consumían Coca Cola con vino Toro, por lo que les pidieron que dejaran de beber, pero estos se pusieron agresivos.
Desde el fondo del parador, uno de los sujetos gritó: "Soy concejal. ¿Quien sos vos? No me vas a llevar a ningún lado", tras lo cual se negó a un cacheo corporal e intentó pegarle a un oficial. Los policías lo redujeron y le colocaron las esposas para que no intentara golpear a alguien más.
"Los voy a hacer echar a todos del laburo, canas de m... Yo la conozco a la jefa", expusieron en la denuncia.
En ese momento un grupo numeroso de personas apareció en el lugar y rodearon a los policías.
Los efectivos hicieron que el esposado ascendiera al móvil pero en ese momento uno de sus amigos le dio un golpe a uno de los uniformados, quien tuvo que ser asistido en el Sanatorio El Parque por una lesión.
Los policías, al verse superados en número, según argumentaron en la denuncia, optaron por sacarle las esposas al demorado.
"Los voy a hacer trasladar a otro destino a todos. No sabés quien soy cana de m.... Te voy a hacer echar", continuaba gritando el acusado.
Los policías pidieron refuerzos por radio y dos móviles acudieron al lugar. Demoraron a un sujeto identificado como Alberto Viveros, de 34 años, mientras que otro permanece prófugo.
Contradenuncia
Cerca de las 3 se presentó en la subcomisaría Lucio Teodoro Sarapura a hacer una denuncia por la intervención policial y fue reconocido por el oficial de servicio como el hombre demorado en primera instancia. El hombre manifestó que se desempeña como concejal de La Caldera y que mientras regresaba junto a dos amigos de una fiesta familiar donde compartió un asado y bebidas alcohólicas, cuatro policías bajaron de un móvil y le consultaron sobre su permanencia en el lugar tras lo cual lo requisaron por lo que él les dijo que era funcionario y que no dejaría que lo lleven a la comisaría, pero que lo esposaron. El concejal manifestó en su denuncia que se sintió "como delincuente" por lo que comenzó a gritar "yo no hice nada". Unas 20 personas allegadas a él acudieron al lugar y le pidieron a los policías que lo soltaran, por lo que estos lo hicieron y luego se retiró.
El hombre aseguró sentirse molesto y considera que como concejal "no puede ser tratado de esa forma".
EL TRIBUNO.

Categoria: ,

CONTACTO CON LA PRODUCCIÓN:

Solo tienes que llamarnos al tel.03878)428507 o por email: produccion@radiocadenanoa.com.ar